FESTIVAL DE SUBSIDIOS PARA LOS MONOPOLIOS 200 PESOS PARA LOS JUBILADOS

viernes, 19 de diciembre de 2008

Como si de una maratón mediática se tratase, al mejor estilo “gran hermano”, día tras día el gobierno de los monopolios hace anuncios grandilocuentes de su política de subsidios, donde se mezclan y se poneN en un mismo plano “sidra y pan dulce a 9 $” con millonarios subsidios a monopolios de la industria automotor; inversiones en obras públicas al lado de anuncios de créditos para autos, heladeras y lavarropas o para financiar vacaciones, si se tiene un salario mayor a 5.000 $ para “calificar” y así endeudarnos por años para pasar nuestras merecidas vacaciones en Punta Lara, esto si nos alcanza. Todo bien mezcladito, hipocresía junto a demagogia. La Biblia junto al calefón.


Pero la gota que desbordó el vaso fue el día de ayer, donde en un nuevo capitulo de esta culebrón mediático, y en el marco festivo de empresarios, políticos y sindicalistas por la posibilidad de repartirse entre ellos 111.000 millones de pesos en obras públicas, la Presidenta, poniendo su mejor cara caritativa, anunció la limosna de 200 $ por única vez para todos los jubilados nacionales.


Esos miserables doscientos pesos salen de la misma bolsa de donde salen más de 6.000 millones para las automotrices, miles de millones para las empresas constructoras amigas del gobierno; de esa misma bolsa donde ya han sacado en los 5 últimos años más de 10.000 millones para financiar al Estado y a los bancos y piensan, en los próximos días, sacar aun más para subsidiar a los grupos monopolistas que han sido y serán los únicos beneficiados por las políticas de este gobierno.


Esa bolsa son recursos del ANSSES, es la bolsa donde durante los últimos 25 años han ido a parar los aportes de todos nosotros, los millones de trabajadores de todo el país. Es la bolsa donde meten la mano para sacar los recursos y hacer las tropelías que demandan los grupos monopolistas, dueños del poder real, para garantizar la continuidad de sus negocios a costa de la miseria de todo el pueblo.


Es la misma bolsa que no tiene recursos para garantizar una jubilación que permita un pasar sin sobresaltos ni necesidades en salud, vivienda y alimentación a los millones de jubilados.


Cumpliendo las órdenes de sus patrones han convertido lo que ellos llamaban la “jubilación de reparto” en el súper ministerio, donde en un verdadero aquelarre, un verdadero festín de lobbistas pujan por el reparto de una torta que no les pertenece. Reparten los recursos económicos del pueblo trabajador empeñando así el presente y el futuro de todos.


Es así que violentan los derechos de los trabajadores inactivaos, que durante 30 años han aportado parte de su salario para garantizar y disfrutar de un retiro digno y tranquilo. Violentan los derechos de los trabajadores activos con el vaciamiento de las cajas de de jubilaciones, hipotecan nuestro retiro y hacen incierto el futuro.


Esta no es más que la nueva cara de la política del imperialismo dirigida a que los pueblos del mundo paguen su crisis. El objetivo es apoderarse de todos los recursos de los Estados y universalizar el salario chino. Es por esto que la lucha por el salario es el punto de la verdadera confrontación política con la oligarquía financiera ya que el salario es la piedra angular de su proyecto.


La lucha por el salario y por todas las reivindicaciones insatisfechas y los derechos pisoteados del conjunto del pueblo, siempre que esté en el marco de la autoconvocatoria, es la base de la unidad de todo el pueblo, único camino para terminar con la dictadura de la oligarquía financiera.

0 comentarios:

Basta: lo no dicho - chat

http://www.meebo.com/rooms

FeedBurner FeedCount